Detalles

Un innovador suelo técnico para una vieja bodega

Editado por CQ

Matrics es una innovadora solución constructiva para integrar todas las instalaciones del edificio en un suelo técnico de dimensiones súper-reducidas. Destaca la integración de la completa de la climatización del espacio y, opcionalmente, la instalación de alumbrado.

Las principales ventajas de esta solución son dos: preservar los techos y paredes del paso de conductos, cableados, radiadores, etc. (especialmente deseable en edificios catalogados, con valor histórico) y la flexibilidad que la solución aporta al cambio de usos de los espacios.

Global Image Projects S.L.

Al ubicar las instalaciones en el suelo, éstas se encuentran más cerca del usuario, especialmente conveniente en espacios de gran altura, ya que tanto la radiación de clima (frío-calor) como la ventilación están en el propio suelo, junto a las personas.

Seguramente es la flexibilidad su valor más destacable. El sistema ofrece una modulación integrada y construida enteramente en seco, que se implanta fácilmente en el edificio.  Conforma una infraestructura extensiva de canalizaciones ocultas y accesibles a través de los pequeños registros del sistema, perfectamente encastrados, sin resaltes y mimetizados con el pavimento.  Por todo ello, el sistema es escalable en la implantación de los servicios y sobre todo permite cambiar la situación de todos los terminales implicados: enchufes, conexiones y rejillas de ventilación, así como modular la climatización de cada subárea de manera autónoma; siempre con operaciones rápidas, limpias, sencillas, de tipo plug&play.

Es asimismo relevante su apuesta por la eficiencia energética y la sostenibilidad. El sistema propicia una intensa reutilización y reciclaje de componentes y contiene instalaciones diseñadas desde postulados de estricta eficiencia, regulados por sondas que proporcionarán exactamente la temperatura, aire y luz que será precisa en cada subzona del edificio.

suelo

El mejor ejemplo sería los museos y oficinas con sus cambiantes programas funcionales; Matrics permite en pocas horas cambiar una distribución de unas salas de exposición o la planta entera de un edificio de oficinas.

Por todas estas razones el sistema se eligió como la solución de pavimento y de incorporación de instalaciones en la rehabilitación de una antigua fassina (bodega) como Museo del Cava en Sant Sadurní d’Anoia.

En el proyecto se utilizaron dos tipologías de suelo Matrics, con diferentes gruesos para resolver las limitaciones de espacio sin crear una discontinuidad en las instalaciones del sistema. La climatización se planteó por suelo radiante (frío y calor) así como la ventilación para renovación de aire, que también va por el suelo facilitando la eliminación de condensaciones en verano.

Obra: Museo del Cava-La Fassina en Sant Sadurní d’Anoia, Barcelona.

Arquitectos: Ozcáriz-Lindstrom Arquitectes

El estado del edificio obligaba a desmontar todo el tejado, éste se reconstruyó con soluciones nuevas respetando la estética existente. Se retiraron las tinas y se excavó a la cota de proyecto.

Imagen1

En este caso, los suelos de las salas se regularizaron con una solera de hormigón tradicional.

Foto 2

Se observa la retícula de galerías técnicas; conductos de aire (35 x 16 cm, en este caso) tocando la solera y las bandejas de cableado justo encima.

Foto 3

Encima de estas bandejas metálicas de 1 mm de espesor se va colocando la base del solado con los pies regulables. Esta base está formada por un tablero de placa Fermacell de alta densidad (25 mm) que le da estabilidad estructural y elimina la sensación de vacío interior. Se observan las reservas para que los nudos técnicos puedan ser accesibles (en el fondo se ve la salida de aire y en el lateral el acceso a los cables).

Foto 4

Imagen6Imagen9

Sobre esta base se coloca el suelo radiante y adicionalmente en este caso se instalaron tres  intercambiadores de apoyo tipo fancoil a pie de las grandes cristaleras que se cerraron con vidrio.

Imagen7

Suelo Matrics   finalizado con la retícula de nudos dispuestos para recibir los servicios técnicos.  El acabado final es piedra natural con sistema en seco “clickandstone” que tiene los cuatro cantos ranurados para alojar las juntas de PVC que fijan las baldosas entre sí.

Imagen11

El suelo Matrics en funcionamiento. Se ven un nudo de distribución de aire de renovación; en verano irradian aire frio y en invierno caliente. Los restantes nudos quedan libres para ofrecer los servicios técnicos del museo, iluminar los elementos en el centro de la sala y llevar voz/datos.  Cabe remarcar como las proyecciones en las paredes están libres de conductos de clima.

Imagen12ff