Detalles

Earthbag

Editado por CQ

Los sacos de arena han sido utilizados, especialmente por los militares, para la creación de barreras de protección, control de inundaciones…

 

Las mismas razones que los hacen útiles para estas aplicaciones pueden hacerlos adecuados para la construcción de viviendas. Las bolsas se pueden llenar con materiales locales, naturales y por tanto no consumen energía en su transporte y proporcionando la inercia o el aislamiento necesario, también puede llenarse de algún material aislante como la arlita para favorecer el comportamiento térmico. Las bolsas de arpillera fueron utilizados tradicionalmente para este propósito y funcionan muy bien, pero están sujetos a la putrefacción; las bolsas de polipropileno tienen mayor resistencia y durabilidad, siempre y cuando se mantengan alejados de la incidencia prolongada de la luz del sol. El cosido a máquina para evitar la perdida de material.

En el sistema Earthbag la bolsa es de 900 mm de largo y se cose a lo largo en 3 compartimentos iguales, cada uno de 140 mm de ancho. El extremo de la bolsa se pliega para retener el contenido, aproximadamente con 150 mm de pliegue, con lo que cada bolsa resulta de aproximadamente 750 mm de largo, por 320-340 de ancho. La pared se enfosca con una tela de gallinero para evitar fisuraciones y acaba con un espesor de 380 -400 mm de ancho.

Esta casa representa un cambio radical en el enfoque para la vivienda económica. Su construcción combina la antigua práctica de earthbuilding con tecnología moderna, para crear un hogar con muchas ventajas. Se usó celulosa reciclada (periódico) en el aislamiento del techo. ENLACE

El sistema de construcción Earthbag