Referencias

Dibujo-aprendizaje-arquitectura moderna

Editado por CQ

Lluís Bravo Farré Tutor: Josep Quetglas

A partir de la crisis de los diversos academicismos arquitectónicos del siglo XIX, y especialmente desde la eclosión irreversible del movimiento moderno, el dibujo abandona progresivamente su papel subsidiario como una técnica instrumental mas al servicio de directrices ajenas a su campo, hasta situarse en el corazón mismo de la experiencia arquitectónica y del proceso de formación del arquitecto. Ello no debe entenderse solamente como referido a la captación de los tradicionales valores plásticos, estilísticos, compositivos, simbólicos o en general formales. El dibujo se convierte en catalizador y soporte de una experiencia básica e integral de la percepción que permitirá una aproximación rigurosa y nueva a la arquitectura, trascendiendo no solo sus aspectos simbólicos y estilísticos (y, en general, todos los de naturaleza puro-visual), sino también cualquier valoración que se base en apriorismos ideológicos o en razonamientos mediatizados por las limitaciones del pensamiento lingüístico o conceptual.

111

Es oportuno, pues, redefinir el lugar y el papel del dibujo en la docencia de la arquitectura, atendiendo a los estudios básicos del conocimiento apropiativo y considerando la arquitectura como una experiencia de carácter vital (y como tal irreducible e integral) de relación entre el sujeto y el mundo, que utiliza el dibujo como medio fundamental.

111b

ENLACE A LA TESIS