Obras

Oficinas Joolz en Amsterdam-Noord. Space Encounters

Editado por NuriaPrieto

Fotografías: Space Encounters, Jordi Huisman, Charlotte Odijk

Space Encounters fue el estudio elegido para diseñar y construir la nueva sede de la empresa Joolz ocupando una antigua fábrica de maquinaria en Amsterdam-Noord. La empresa, dedicada a la fabricación de sillas para bebés, ha crecido de manera muy rápida y quería plantear las cosas de manera diferente. Joolz tiene un perfil ideológico muy definido a la hora de emprender cualquier acción, y de acuerdo a esa postura de responsabilidad querían que el nuevo proyecto siguiera la máxima de la empresa positive design (diseño positivo).

Obviamente, el gesto más sostenible a la hora de plantear un nuevo proyecto es buscar un edificio que reutilizar y de esta manera librar al mundo de todo el dióxido de carbono y de la contaminación que supone levantar una nueva estructura.

La nueva oficina mide 1.600 m2 y está localizada en la zona industrial Amsterdam-Noord. El edificio original consistía en un amplio almacén y un edificio de oficinas convencional, y estaba muy claro dónde residía la calidad y el carácter. La oficina impedía la vista de la gran sala industrial a los transeúntes. El primer paso para solucionar esta situación fue eliminar toda la tabiquería de la planta baja, haciendo visible el almacén desde la calle. Posteriormente, se abrieron grandes huecos en la fachada del edificio de oficinas, eliminando los fragmentos menos interesantes de la antigua fábrica.

Al reemplazar la fachada ciega por grandes ventanales, se ofrece a la calle luz y actividad, lo cual tiene como consecuencia una mejora en la seguridad de este decaído barrio industrial. Joolz fue de las primeras empresas en ocupar un edificio de esta área situada al norte de Amsterdam, y viendo el éxito de su apuesta, otras empresas les imitaron lo que supuso una auténtica revitalización de la zona.

El nuevo acristalamiento se dispone en ángulo para mejorar la transparencia, evitando los reflejos, en línea con la filosofía de la marca.

En el interior, la intervención principal es la creación de tres frondosos jardines llenos de árboles, plantas, pájaros y peces.

Ocupan el espacio situado debajo de tres lucernarios del antiguo edificio; se hacen eco de la escala y el funcionamiento del espacio preexistente. Estos jardines, además de comunicar la ideología de Joolz al proporcionar un contexto agradable en el día a día tanto para los trabajadores como para los visitantes, suponen una respuesta responsable en relación al medioambiente.

Al proponer estos espacios invernadero se ha logrado que el sistema de ventilación no sea apenas necesario ya que las plantas se encargan de purificar el aire. En los días calurosos, también funcionan como una zona de amortiguación de la temperatura entre los lucernarios y la oficina, reduciendo la necesidad de refrigeración.

Sobre la cubierta se han instalado paneles solares que permiten que el edificio sea autónomo e incluso devuelve electricidad a la red en los días más soleados.

Space Encounters

Descarga *.pdf con más información AQUÍ